Autor: jesusradio

Joel de Jesús da a conocer un nuevo tema: «Me Guiará Tu Luz»

Joel De Jesus - Me Guiara Tu Luz - Single (2016)

Joel de Jesús da a conocer un nuevo tema «Me Guiará Tu Luz», Cuyo lanzamiento se realizó este 4 de octubre a través de las diferentes plataformas digitales. La temática de la canción está centrada en la misericordia de Dios, siempre presente, que es capaz de sanar nuestra relación con él, cuando, quebrantados, nos acercamos en humildad y buscando su perdón.

«Me Guiará Tu Luz» clama en cada estrofa por la necesidad de estar en la permanente Presencia de Dios.

Su letra es el producto de que un corazón contrito que busca acercarse a Dios y encontrar en él la paz, perdón y la misericordia que necesita. «Yo necesito de ti… mi Señor, tenecesito en esta oscuridad, Me Guiará Tu Luz… Hasta la eternidad confiado yo estaré sabiendo que ami lado por siempre TU estarás… Jesús yo creo que tu eres mi verdad…

 

El lanzamiento de «Me Guiará Tu Luz», sale a la luz luego de tres años del lanzamiento del álbum «Todo lo que soy», en el que encuentra éxitos como «Enséñame» y «Madrugada» que alcanzó el lugar de privilegio en el Top 10 de Jesús Radio en Argentina, logrando permanecer en el lugar numero uno por 5 semanas consecutivas.

Actualmente Joel De Jesús se encuentra en los Estados Unidos cubriendo algunos compromiso musicales y ministeriales, despues de su jornada en #expolit2016.

Deseamos bendiciones para Joel De Jesús y su equipo de trabajo.

Descargas en https://itunes.apple.com/album/id1159792810?ls=1&app=itunes

Te invitamos a conocer su canción con letra:

Saludos,

@FerFrancoZ

Sheila Romero «Preciosa sangre» su nuevo álbum

sheilaromero-preciosasangre
CanZion presenta el nuevo álbum de Sheila Romero,«Preciosa sangre», con el lanzamiento del tema «La Puerta», que ya suena en Jesús Radio. Producido por Moisés Carranzana (Blest), Kervin Lebrón y Sheila Romero, esta producción consta de diez temas cuyo enfoque central es apuntar hacia la verdad bíblica más importante: Jesucristo es el camino, la verdad y la vida.

«Preciosa sangre» se caracteriza por sus expresiones de alabanza y de reconocimiento de Jesucristo, imbuidas en tonadas y ritmos de pop rock y balada aptos para emplearse en los tiempos de adoración congregacional. La primera parte —los temas «Haz como quieras», «Corazón de adorador» y«Esperándote»— es un clamor por la presencia de Dios, mientras que hacia la mitad de la producción —«¡Cómo no voy a adorar!», «Preciosa sangre» y «Mi salvación»— la temática gira hacia la proclamación de Jesús como Salvador, quien manifestó su amor y su poder a través de su muerte y resurrección. La victoria del Cordero toma un papel preponderante en el tema y primer sencillo promocional, «La Puerta». Cerca del final del álbum, las canciones versan sobre la consecuencia de vivir bajo la comprensión y aceptación del Evangelio: «Esperaré en ti» y «Estás aquí»hablan de una confianza apacible en la Palabra y el carácter fiel de Dios, y la petición de ser purificado por la presencia de su Espíritu. Y finalmente, llega un tema que pudiera ser considerado un salmo, «Yahvéh», que glorifica a Dios como el «fuerte guerrero de invariable fidelidad», una expresión final de honra al Señor, que cuenta con la participación vocal de David Scarpeta.

El mensaje central de «Preciosa sangre» consiste en resaltar el plan de Dios para Jesucristo: «Vino a reconciliarnos con nuestro Padre», puntualiza Sheila. «La sangre de Jesús es preciosa porque él es el único que pudo pagar el castigo por el pecado del hombre y satisfacer la justicia divina que Dios exigía», agrega hablando con una pasión por el tema que no puede ocultar. «Jesús se vuelve nuestro sumo sacerdote, quien entra a ese lugar para poder entonces abrir la puerta e interceder por nosotros como sus hijos, como su creación, y entonces poder presentarnos delante del Padre. Él es nuestro abogado, y está a nuestro favor», declara, admitiendo que para ella es muy importante recordar que no hay nada que pueda separarnos del amor de Dios, «porque por eso es que Jesús se entregó y esa sangre es lo que propicia y abre la puerta para que existiera esa reconciliación».

Este nuevo álbum significó para Sheila Romero una oportunidad de crecimiento en varias áreas: como «artista» en el sentido creativo (por cuanto por primera vez participó como productora, componiendo cinco canciones y teniendo a cargo los arreglos musicales correspondientes), como espiritual y en el sentido escritural, puesto que el proceso le exigió profundizar en las Biblia y en la oración, apartando tiempo para encontrar qué era lo que Dios quería que transmitiera en esta producción.

Que el álbum sea fuertemente cristocéntrico no es un hecho fortuito: Sheila se supo fuertemente guiada por Dios a colocar la sangre de Cristo como temática central y se abocó a trabajar en sus letras. «Primero hago una lista muy larga de todo que quisiera decir en una canción, todas las palabras, verbos o adjetivos que me llamen la atención que aparezca en toda la Biblia, y que me puedan arrojar luz a la hora de componer», explica Sheilasobre su meticuloso trabajo de investigación. «Ya que tengo eso y que tengo la idea de lo que quiero componer, viene un tiempo de intimidad, me retiro en ayuno y oración. Puedo estar todo el día componiendo… hay canciones que salieron en la mañana, hay otras que salieron en la tarde», comenta.

Sheila Romero admite no dejar de sorprenderse al escuchar las letras que Dios le permitió componer. Considera que Dios la llevó a un nivel de excelencia escritural. «Cuando nos rendimos y estamos dispuestos a subir a ese nivel  —lo cual  requiere disciplina, paciencia, perseverancia y determinación— como dice él, en lo poco le fuiste fiel, en lo mucho te pondrá. Él quiere ponernos en lo mucho, pero también hay un trabajo que nos toca a nosotros hacer. Yo creo que Dios vio mi pasión en hacer ese trabajo desde lo poco que tenía, hasta lo mucho que tal vez he alcanzado hoy, pero siempre con la misma pasión de darle lo mejor», concluye Sheila.

Reconocida como una de las voces más impactantes de la música cristiana de los últimos tiempos, Sheila Romero posee una dulce voz, sencillez y pasión por compartir el mensaje de salvación a través de la música que le han hecho merecedora de gran admiración a lo largo de su carrera. Su proyección inició con su participación en el concurso musical «Objetivo Fama» en su natal Puerto Rico, en el que resultó como segunda finalista, conquistando el cariño y respeto del público. «Preciosa sangre» es un lanzamiento internacional de CanZion y está disponible ya en iTunes, y en formato físico a través de canzion.com

Josué Del Cid y T-Bone celebran con gozo al Señor en «Mi Dios es grande»

midiosesgrande-josuetbone
Josué Del Cid da a conocer un nuevo y rítmico track y su videoclip, esta ocasión acompañado de T-Bone, con quien comparte raíces salvadoreñas y el haber crecido en los Estados Unidos. «Mi Dios es grande», producido por Sergio González, es un alegre tema con sonido de cumbia, que festeja el amor y la bondad de Dios al rendir alabanza a Dios por su omnipotencia y grandeza.

No es la primera vez que Josué Del Cid emplea ritmos latinos en su música: Lo hizo en «El gozo de Dios» de su producción «Es el tiempo», de 2011, y prácticamente creció escuchando y tocando géneros tropicales en su congregación, cuya alabanza por mucho tiempo estuvo basada en ellos. Más adelante, su estilo se fue orientando al pop y a la balada pop, y eso dio como resultado el estilo con que se le conoce hoy, hasta ahora.«Me conecto a algo que también desde mis diez, once o doce años ya estaba tocando», afirma Josué.

«Mi Dios es grande» inició como una línea de melodía y armonía en la guitarra acústica de Josué Del Cid, a partir de lo cual armó la estructura de la canción. Es un tema de fiesta y de celebración, con mucho sabor latino, que lleva una gran declaración. «Todo esto lo relaciono, en el contexto bíblico, a cuando el pueblo de Israel cruzó el Mar Rojo y vio esa maravilla de Dios abrir y cerrar el mar, y destruir a sus enemigos», explica Josué. «Seguramente ese día fue de fiesta,  gritando, celebrando y alabando a Dios, declarando sus cualidades y maravillas, y diciendo lo grande que es él. Esta canción se trata de eso. Al igual que el videoclip, tiene que ver con reflejar lo grande que es él y cómo debemos alabarle sin reservas y con todo nuestro ser».

Surgió entonces la idea de crearla como un sencillo y para ello entró en juego el toque de producción de Sergio González. Él tomó la idea y la llevó a otro nivel, con sonidos electrónicos, acordeón, el estilo de cumbia y el toque urbano que T-Bone trae a la mesa al invitarlo a ser parte de esta canción con su colaboración de rap y melodías. «Así fue evolucionando desde esa idea inicial de guitarra a una canción de alabanza con una gran producción y la colaboración de T-Bone en al autoría con todo el sabor y energía que le puso él, con sus raíces salvadoreñas y nicaragüenses tan plantadas», agrega Josué.

«La química fue sorprendente. Fue una gran experiencia trabajar con él», afirma T-Bone, y agrega: «Josué creció escuchando mi música en inglés. Me dijo fue muy bueno trabajar con alguien a quien escuchó por tanto tiempo, y para mí fue genial trabajar con alguien que realmente respeto y considero un gran tipo y un músico sorprendente, ya que he comenzado a escuchar más y más música en español y él es uno de los que he escuchado mucho. Fue una gran mezcla trabajar con  él y con Sergio González, quien nos juntó en este proyecto, pues es amigo mutuo».

Este salto a los ritmos latinos también obedece al momento ministerial en el que Josué Del Cid se encuentra, en el que Dios le está marcando un cambio de velocidad, meses después de ser ordenado al pastorado en su iglesia. «Dentro de mí hay una pasión y un fuego muy grande por llevar el mensaje de Jesús a esta nueva generación de preadolescentes, adolecentes y jóvenes. Este año he estado trabajado completamente con ellos y he sentido que he crecido más su forma de pensar, su lenguaje y en cómo perciben la música y el mensaje, y eso me ayuda a conectarme con ellos también», declara. Percibe en la dirección de Dios para su vida un mayor involucramiento en el trabajo juvenil, y desde su palestra —el mundo de la música— sabe que puede incluso ser usado por él para alcanzar a jóvenes que no conocen el Evangelio de Jesús con el arte y las letras de sus canciones.

El videoclip fue grabado en un día de intenso trabajo dentro de un estudio de Hawthorne, California. Fue dirigido por Ryan Spencer de Three Tree Entertainment —la misma compañía productora que está detrás del videoclip «Volaré» de T-Bone— y contó con la participación de jóvenes cristianos provenientes de diferentes iglesias del área, quienes compusieron el público que participó a lo largo de todo el videoclip acompañando a ambos músicos en una producción llena de energía y movimiento.

Cuando no se encuentra trabajando en la congregación de Houston en la que su padre es el pastor principal,Josué Del Cid se mantiene constantemente viajando a ministrar a diferentes países, invitado a compartir la Palabra y sus canciones en diversos congresos de jóvenes, pastores o líderes. Así ha sido en los meses pasados en que ha visitado Argentina, Chile, Bolivia, El Salvador, Ecuador, Honduras y México. Próximamente visitará Córdoba, Argentina, para participar en el congreso juvenil de Cita con la Vida; posteriormente viajará Tegucigalpa, Honduras, a otro congreso. Viajará también a Concepción, Chile, y en diciembre estará en  Mérida, México. Asistirá a Expolit 2016 promoviendo su nueva música y atendiendo compromisos con los medios de comunicación.

«Mi Dios es grande» ya está disponible en todas las plataformas digitales.

La Clave de TODO es el amor

La clave de TODO es el Amor
La clave de TODO es el Amor

La clave de todo es el Amor… Si aprendes a amar a Dios con toda tu alma, con toda tu mente y con todo tu corazón… lo demás vendrá por añadidura, porque la clave es el Amor. Dios no necesita que lo ames porque Dios sea egolatra; Dios quiere que lo ames porque en el desarrollo de su amor aprenderás a amar a TODO lo demás… te amaras a ti, amaras tu próximo, amaras la creación, amaras la obra de tus manos… y cuando aprendas, sólo entonces entonces conocerás la caridad, que no es otra que la expresión del amor en su máxima potencia. El apóstol Pablo nos hablo de esto en su carta a los corintios… Pablo nos habla de las preeminencias del amor. La preeminencia es el privilegio o ventaja de que gozas respecto de otra persona por mérito especial, mérito que es el favor de Dios.

 
Durante nuestro acompañamiento a matrimonios en crisis animamos al cónyuge herido a cultivar su amor hacia Dios, un amor en el que aprenderá a no solo a amar a Dios, sino que también empezará a amarse a si mismo recuperando el valor que tiene como parte de la creación maravillosa. Este amor empezara a iluminar su alma e irradiara a su prójimo más cercano, y esto incluye a su cónyuge, e hijos… logrando que esta luz, originada en el Amor ilumine también su hogar y su entorno.
 
El hermoso mandamiento que nos dejó nuestro Salvador: «Ámense los unos a los otros, así  como yo los he amado». Jesús dice inmediatamente después: “En esto todos reconocerán que ustedes son mis discípulos: en el amor que se tengan los unos a los otros”. El amor recíproco crea la unidad. ¿Y qué produce la unidad? “Que todos sean uno –agrega Jesús- para que el mundo crea” (Juan 17, 21).
Toma tu oportunidad, verás como Dios de tu lado TODO te hará bien. Graba en tu corazón que la clave de TODO es el amor.
Dios te bendiga.

Visión

Visión

Desarrollar una RADIO sin muros, fundamentada en la suficiencia de las Escrituras y formada por discípulos de íntima comunión con Dios y entre ellos mismos, realizando un trabajo en integridad de corazón y con un testimonio público que impacte su esfera de influencia.

Una esperanza para tu matrimonio

clinicadelalma

«Es mi oración que este sitio comenzará el Proceso de curación de las heridas, y suplirán una base para que germine y crezca el perdón genuino; porque sólo en el perdón se puede encontrar la paz»

 

 

 

¿Tu matrimonio esta en crisis? ¿Tu cónyuge te ha abandonado? ¿Hay un silencio aterrador en tu matrimonio? ¿sientes que no puedes más?… ¿crees que no hay salida?

Yo estuve allí… respondí SI a todas estas estas preguntas. Mi familia, mi vida, se iban,  parecía que no había salida… pero la hallé.

No dejes que la desesperación te gane la batalla.. si es tu caso consultamos:

Brindamos ayuda al cónyuge herido, o abandonado y que busca restaurar su vida y su matrimonio. Sin costo alguno.

Sólo quienes han sido rechazados por un cónyuge, a quien de verdad aman, pueden comprender plenamente la oleada de sufrimiento que se estrella contra la vida de una persona cuando una pérdida amenaza con caerle encima. Ninguna otra cosa importa
entonces. No hay pensamiento que pueda consolar. El futuro no tiene ni interés ni esperanza Las emociones oscilan vertiginosamente desde la desesperación a la aceptación y viceversa.

 

¿Alguna vez ha presenciado usted un problema de esta naturaleza en la vida de algún amigo o pariente? Si lo ha visto, ¿qué consejo le ha dado?

Disiento fuertemente con los líderes cristianos que recomiendan a los cónyuges rechazados que sonrían cuando ocurre el rompimiento o la infidelidad, y que actúen como si nada hubiera ocurrido. Cuídese de oír consejos como:  «continúe amando a su hombre, señora; y tarde o temprano él volverá a sus cabales.

 

 

Buscaré Una Solución, Hare Lo Que Sea Necesario…

No te quiero llevar por un mundo de conceptos psicológicos, ni de palabras muy elaboradas, voy a hablarte directamente, en forma concisa.

En primer lugar si has llegado hasta esta línea es porque sin duda estas buscando ayuda para salvar tu matrimonio. Tu búsqueda es  el motivo principal por el cual existe este sitio.

Rápidamente puedo darme cuenta que estas en la etapa de “buscar soluciones por ti mismo” y de “hacer lo que sea necesario para poder salvar tu matrimonio”.

Tengo una noticia, déjame decirte que buscar soluciones por uno mismo y poner todo nuestro entusiasmo en encontrar estrategias o herramientas nos pone en una vía bastante peligrosa, pues hay una alta probabilidad de lograr resultados totalmente contrarios.

 

Así, que detente ahora mismo, deja de buscar en internet soluciones mágicas o rápidas. Deja buscar a tu cónyuge desesperadamente, deja de seguirle. No le envíes ese mensaje que tienes planeado enviarle ahora, aunque tengas todas las excusas y motivos para hacerlo. Evita llamarle, y si has planeado llevar las flores o algún regalo, créeme, no lo hagas.  Todas estas cosas son soluciones que hacen en forma inmediata el 90% de las personas que sufren un abandono o una separación, como si se tratara de un menú pre programado. También son personas que integran el 90% de las personas que han cometido errores fatales a la hora de querer recuperar su relación.

Si buscas una solución, no la busques en tu cabeza, no la encontraras allí, pues, en primer lugar, tu mente no se encuentra en las mejores condiciones para tomar las decisiones adecuadas y que puedan favorecer a tus objetivos, esto no quiere decir que vayas corriendo y busques apoyo en tus amistades más cercanas, mucho menos si son amigos comunes, pues esto también es parte de los errores comunes que se suelen cometer en esta etapa de la crisis.

Esto es solo el comienzo, y si ya te has identificado con algunas de estas situaciones debes detenerte ahora mismo. Basta de seguir por tus propios medios. Cualquier otro intento puede llevarte a un final desventurado.

 

 

 

Esta es mi historia.

 

Durante 16 años vivía junto a mi esposa y nuestra pequeña hija, una relación familiar y matrimonial “normal”. Teníamos problemas “normales” como todo matrimonio. Por lo menos esa era nuestra referencia. Referencia sacada de la gran masa de matrimonios “normales” con o que cualquiera se pueda relacionar.

Por motivos laborales, fuimos invitados a viajar fuera de nuestro país de origen, lo que nos parecía una excelente idea que podría darle un poco de oxígeno a nuestra vida, pues entre el trabajo, la escuela, las obligaciones y acciones sociales cotidianas habíamos entrado en una meseta existencial, que parecía encontrar un escape los fines de semana entre amigos y familiares.

Ya establecidos en un nuevo país la vida nos daría la dosis en el cambio de oxigeno que buscábamos, peor lo que no sabíamos es que esa dosis casi nos asfixió por completo.

Lo que al principio parecía una oportunidad, fue el punto de partida para que nuestro matrimonio se deteriorara mucho más, el cáncer del divorcio había contaminado nuestra relación y no nos habíamos dado cuenta.

Las cosas no se dieron como pensábamos, el país al que habíamos llegado entro en una crisis política para la cual no estábamos preparados y esto afectó nuestra economía negativamente, y nos estábamos preparado para ello. Esto acumulo mucho más tensión entre nosotros, ya suficiente era estar en un país extranjero, lejos de familiares y amigos, para ahora tener que afrontar una inevitable banca rota.

Como pareja trabajamos palmo a palmo para salir adelante, tuvimos que hacer cosas que antes no hubiésemos pensado, tuvimos que aceptar trabajos lejos de nuestro perfil laboral, pero que permitían llevar el pan diariamente y cubrir los gastos diarios mínimos, y créeme, muy mínimos.

Con el paso del tiempo, las cosas se fueron normalizando, a esto quiero referirme con que nos habíamos acostumbrado este nuevo ritmo y forma de vida. Vivíamos el día a día, pero al ver pasar el tiempo, entramos en un adormecimiento, que nos hacía creer que esto era nuestra vida. Sin darnos cuenta estaban desapareciendo aspiraciones personales y profesionales.

Ya mejor establecidos, viviendo en un humilde departamento, en una pequeña ciudad, lo cotidiano fue haciéndose parte nuestra, ya habíamos logrado establecer un grupo pequeño de amigos, teníamos pequeños empleos más o menos fijos.

No nos habíamos dado cuenta que en este vaivén de los días nuestra relación se había enfriado, yo me sumergía mis horas libres en la computadora, mientras mi esposa incursionaba en las redes sociales desde su teléfono, o en la computadora cuando yo lograba dejarla libre.

Un día una discusión sencilla, motivada por una situación insignificante, se convirtió en el punto de quiebre de nuestra relación. Mi esposa decidió no dirigirme la palabra más, y yo, en mi orgullo opté por hacer lo mismo. Así pasaron los días, luego las semanas y empezaron a sumarse los meses. A todo esto nuestra hija de 12 años era fiel testigo de nuestras acciones, reacciones y casi nada de acciones por recuperar nuestra relación.

Pasaban los días y yo me sumergía en la computadora hasta altas horas de la noche, mientras mi esposa e hija dormían.

Mi esposa también me seguía los pasos, pero en otra dirección.

Sus salidas con amigas fueron mucho más frecuentes y sus horas en las redes sociales se habían incrementado considerablemente.

Había establecido un vacío completo entre nosotros dos, vivíamos juntos pero éramos totalmente diferentes uno del otro.

Habían pasado cerca de cuatro meses, cuando decidí romper el silencio, decidido a terminar la relación si las cosas estaban por mantenerse de esa manera. Sorpresivamente, recibí aprobación por parte de mi esposa ante mi demanda de terminar la relación. Yo lo había pensado, había conseguido un pequeño departamento para pasar allí unos días, y generar una ausencia que nos ayudara a recapacitar a ambos sobre la situación. Sin más ni más partí solo, aprovechando que nuestra hija se había ido de campamento con la escuela. Mi decisión era rotunda, pues “sabia” que era solo cosa de un fin de semana y mi esposa vendría rogando para que volviera.

Pasó el fin de semana, luego una semana, otra, y otra, y luego un mes, y otro y  otro, y en todo este tiempo no recibí nunca la llamada que estaba esperando desde el día en que cerré la puerta cuando decidí irme.

Por fin la libertad, pensé, pero era mi ego que me daba voz de victoria, pues era evidente la derrota al no recibir la llamada que esperaba. Sin embargo, mi orgullo pudo más y decidí aprovechar mi nueva soltería, nuestras comunicaciones solo se basaban en asuntos relacionados con nuestra hija, y con algunas cuentas por pagar.

Mi espíritu de altivo y conquistador duró escasamente un mes, al final del cual, comenzó el camino a la más profunda depresión.

Mientras caminaba por los suburbios de la soledad y la desesperanza, perdí el foco de mi vida.

Sin esperanza empecé a hacer uso de todos los mecanismos posibles para recuperar mi matrimonio, y mi familia, pero cada una de ellas se consumaba en actos fallidos.

… pero un día, mientras desfallecía mi vida, cuando las fuerzas me habian abandonado por completo,  llegó una luz a nuestras vidas y hoy felizmente juntos como matrimonio y familia, trabajamos unánimes en favor de los matrimonios que desfallecen sin esperanza…

La buena noticia, es que esa misma luz puede llegar a tu vida… y transformarla por completo. No dudes en contactarnos.

 

Fer FrancoZ


https://www.facebook.com/restauracionmatrimonial.argentina/

Escúchanos – Listen LIVE






Jesus Radio © 2016 / www.jesusradio.com.ar

tuneinjesusradio

 

 

gogleplayjesusradio